What can we expect for the future of procurement?

Más complejas y regidas por cuestiones legales, éticas, regulatorias y de sostenibilidad, las adquisiciones necesitan más agilidad, estrategia y tecnología.

Durante años, la principal preocupación de cualquier área de compras fue reducir los costos de adquisición y garantizar la entrega de bienes y servicios según los plazos y especificaciones correctos. Aunque estas responsabilidades no han abandonado la escena, el escenario actual de las adquisiciones es diferente. Ahora más complejo y regido por cuestiones legales, éticas, regulatorias y de sostenibilidad, las adquisiciones necesitan más agilidad, estrategia y tecnología para contribuir a cambiar la dinámica de su cadena de suministro creando oportunidades comerciales innovadoras.

Solo los profesionales en este campo tienen el poder de cambiar la lógica de los procesos antiguos. Para sacudir sus sectores, deben formar parte de algo más grande en las empresas. Deben actuar como defensores de sus marcas, liderando el camino de las prácticas diarias y desarrollando acciones centradas en la innovación y la sostenibilidad. Para ayudar a sus empresas a dar un paso hacia el futuro, los profesionales de adquisiciones deben confiar en los siguientes requisitos:

Ahorro

La reducción de costos sigue siendo una preocupación para las empresas de todo el mundo. Sin embargo, este enfoque únicamente se puede lograr mediante la identificación de la fuente de dichos costos, a fin de redirigirlos mejor. Con transacciones cada vez más controladas a través de E-Procurement, las empresas ahora logran acelerar otras fases críticas del negocio, como el análisis de mercado, la evaluación de propuestas, la negociación, la contratación, la facturación, el pago y la gestión de suministros, que generan ahorros globales para la empresa. Además, debemos tener en cuenta que cualquier ahorro es importante, ya que son absolutos en la adquisición, es decir, cada centavo ahorrado es un centavo adicional en ganancias.

Agilidad

La estandarización de las compras de acuerdo con las demandas internas es una necesidad de cualquier profesional en el área. Para tal fin, vale la pena optimizar sus procesos con el uso de la tecnología. Con toda la información esencial reunida en un flujo de trabajo de una sola herramienta, que puede estandarizarse de acuerdo con las demandas internas, la contratación electrónica permite a los usuarios realizar compras de contratos negociados previamente; esto les proporciona un aumento de productividad de alrededor del 15% al 20%.

Otra forma de ahorrar tiempo es mediante el seguimiento del progreso de las cotizaciones en línea. Ahora puede suscribirse para recibir alertas, a fin de realizar un seguimiento del proceso completo de compra y entrega de productos, otra alternativa que lo ayudará a monitorear sus procesos y estar siempre al tanto de lo que está sucediendo.

Governancia

La gestión de riesgos es una prioridad comercial en estos días. Con esto en mente, los profesionales de compras (especialmente los gerentes) tendrán que concebir nuevas formas de administrar las categorías y métricas de proveedores, como soporte para decisiones importantes. Dicha gestión basada en la compra debería mitigar la exposición a los riesgos.

Conocer todos los requisitos reglamentarios, legales, laborales y de seguridad social también es imprescindible. En este sentido, la contratación electrónica, e-procurement, centraliza todas las solicitudes de compra en un solo espacio y ayuda en aspectos como la calificación legal, las verificaciones de cumplimiento fiscal, ambiental y laboral, la calificación técnica-operativa y el análisis financiero, que es una garantía adicional para someterse a auditoría y genera más cumplimiento, compliance, para la empresa.

Colaboración

Los profesionales del área de compras deberán crear modelos de colaboración que difieran de los convencionales, lo que les permitirá organizar acuerdos complejos y  gestionar simultáneamente los servicios de múltiples proveedores. Uno de los dichos más importantes para las empresas actuales es generar valor. Por lo tanto, el proceso de adquisición debe basarse en la economía y la sostenibilidad de la sociedad en general.

Si bien la llegada de la generación del milenio al mercado laboral representa una nueva línea de pensamiento, que está más alineada con la economía circular, los equipos de adquisición más experimentados desempeñarán un papel fundamental en el intercambio de información sobre los costos internos y externos en toda la empresa. Juntos, tales diferentes generaciones de profesionales serán responsables de la forma en que las empresas cumplirán sus compromisos de sostenibilidad y responsabilidad social en el área. La colaboración entre empresas también ayudará a mapear nuevas métricas de desempeño en las adquisiciones, como soporte para monitorear procesos y medir lo que es realmente importante, adaptando así las estrategias e identificando nuevas oportunidades de negocio.

Innovación

Las empresas de adquisiciones pronto actuarán como un canal para encontrar nuevas formas de innovación, creando valor en el desarrollo de nuevos productos o la externalización de funciones no esenciales. Como una forma de avanzar, tales empresas de adquisición deben comprender mejor el papel que juegan las entidades externas para dirigir la innovación en sus industrias.

Para respaldar esta demanda, muchos equipos de adquisición tendrán que ampliar su experiencia en ingeniería, diseño, desarrollo de nuevos productos y responsabilidad social, como los procesos de contratación que involucrarán diversidad e inclusión, teniendo en cuenta a las personas, el medio ambiente y, sobre todo, tecnología.

Por Alexandre Moreno, Director de Servicios en Mercado Electrónico

Fuentes: Administradores.com y Business Consultant.